EL BLOG DE LA BIBLIOTECA DEL I.E.S. "GOYA" DE ZARAGOZA


biblioteca.ies.goya@gmail.com


viernes, 13 de marzo de 2015

Día Mundial de la Poesía 2015


                      POETA OBRERO
                        (Poet rabóchii)



Le gritan al poeta:
"Pegado al torno te querríamos ver.
¿Qué son los versos?
¿Para qué sirven?
No te iría tan bien lo de arrimar el hombro."
Acaso 
el trabajo
para nosotros 
sea la más querida de las ocupaciones.
Soy, también yo, una fábrica.
Y si no tengo 
chimeneas,
acaso
para mí
estar sin chimeneas sea aún más difícil.
Ya sé
que a vosotros no os gustan las frases.
Trabajáis, cortáis robles.
¿Y nosotros?
¿Es que acaso no hacemos marquetería nosotros?
Con madera de hombre trabajamos.
Cierto
que la pesca es trabajo bien honrado.
Echáis las redes.
¡Y pescáis peces!
Pues no es menos honrado trabajar de poeta:
pescamos hombres vivos, y no peces.
Es algo agotador quemarse ante la fragua,
templar el metal sibilante.
Pero ¿quién
nos podría acusar de gandules?
Los cerebros pulimos con lima de palabras.
¿Quién es superior?
¿El poeta, o el técnico
que nos da el bienestar material?
Son iguales.
El corazón es un motor.
Y el alma es un motor en extremo complejo.
Somos iguales.
Somos todos obreros, compañeros.
Proletarios de espíritu y de cuerpo.
Tan sólo juntos 
haremos bello el mundo
y en él haremos resonar los himnos.
Construyamos un dique contra las tempestades de palabras.
¡Manos a la obra!
A la obra de un trabajo vivo y nuevo.
Los oradores vagos
¡al molino!
¡Entre los molineros!
¡Que haga girar la rueda el agua de su charla!



 Vladimir V. Maiakovski* Poemas (1912-1920), Laia, 1984.
Selección y traducción de Santos Hernández, 
Joaquim Horta y Manuel de Seabra



*Poeta ruso (1893-1930), figura central del futurismo y activo 
defensor del régimen soviético surgido de la revolución de 1917.


Desde el año 2001, el 21 de marzo, coincidiendo con el equinoccio de primavera, se celebra el Día Mundial de la Poesía, una conmemoración propuesta por la UNESCO, en su 30ª Conferencia General, celebrada en París en 1999. La celebración es "una invitación a reflexionar sobre el poder del lenguaje y el florecimiento de las capacidades creadoras de cada persona, y, sobre todo, el valor de la pregunta y de lo próximo". Bajo diferentes denominaciones (Fiesta de la poesía, Poetry day, Le Printemps des Poètes), se organizan en diferentes países múltiples actividades en las que participan poetas y lectores.


El hacedor de sueños quiere sumarse a esta celebración con una composición de Vladimir V. Maiakovski, poeta que ilustra el cartel de la 17.ª edición de Primtemps des Poètes. En ella Maiakovski reflexiona sobre el quehacer del poeta y,  al defender la igualdad entre el poeta proletario y la clase obrera, se alza contra el espíritu elitista de la Proletkult, abreviatura de Proletarskaya Kultura ("la cultura proletaria"), organización establecida en la Unión Soviética en 1917 para promocionar las bases de un verdadero arte proletario, creado por proletarios, para proletarios y libre de cualquier vestigio de cultura burguesa.


Mensaje de la señora Irina Bokova, Directora General de la UNESCO, con motivo del Día Mundial de la Poesía

21 de marzo de 2015

El poeta John Burnside escribió:
“Si lo que nos empeñamos en llamar
destino parece inexplicable o cruel
es únicamente porque
carecemos de imaginación
para desear lo que nos aporta,
para iluminarlo
con algo más ingenioso
que la consternación”. 
Este es el poder de la poesía. El poder de la imaginación que ilumina la realidad e insufla a nuestros pensamientos algo más ingenioso que la consternación.  
La poesía, cántico universal del ser humano, expresa el anhelo de cada mujer y cada hombre de comprender el mundo y compartir esta comprensión con los demás, mediante palabras ordenadas con un ritmo y una métrica. Quizá no haya nada más delicado que un poema y, sin embargo, como expresa todo el poder de la mente humana, no hay nada más resistente. 
La poesía, tan antigua como la propia humanidad e igual de diversa, tiene sus raícesen tradiciones, orales y escritas, tan variadas como el rostro humano, que capta la profundidad de las emociones, los pensamientos y los anhelos que guían a cada mujer y cada hombre. 
La poesía es la expresión íntima que abre las puertas a los demás, enriquece el diálogo que impulsa todo progreso humano, teje los lazos entre las culturas y recuerda a todas las personas el destino que comparten. Así, la poesía es una expresión fundamental de la paz. En palabras de Cherif Khaznadar, galardonado con el Premio UNESCO-Sharjah de la Cultura Árabe: “El conocimiento del otro es la puerta al diálogo, y el diálogo únicamente puede entablarse en la diferencia y en el respeto de la diferencia”. La poesía es la expresión suprema de la diferencia en el diálogo y en el espíritu de unidad. 
Cada poema, aunque único, refleja lo universal de la experiencia humana, el anhelo de creatividad que trasciende todos los límites y las fronteras, tanto del tiempo como del espacio, en la afirmación constante de que la humanidad forma una única y sola familia. 
Este es el espíritu del Día Mundial de la Poesía, y esta es la convicción que guía la labor de la UNESCO para consolidar la humanidad como una única comunidad, mediante la salvaguardia del patrimonio documental poético en el marco del Programa Memoria del Mundo, así como el patrimonio inmaterial de la humanidad. Estos valores se plasman en la reciente inscripción del zajal en la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad de la UNESCO. Esta expresión tradicional de la poesía libanesa hermana la tolerancia y el diálogo para resolver conflictos y reforzar la cohesión social. 
En estos tiempos de incertidumbre y turbulencia, quizá nunca hayamos necesitado tanto del poder de la poesía para acercar a las mujeres y los hombres, para forjar nuevas formas de diálogo y para cultivar la creatividad que todas las sociedades necesitan hoy día. Este es el mensaje de la UNESCO en el Día Mundial de la Poesía. 
                                                                                                                    Irina Bokova

No hay comentarios:

Publicar un comentario