EL BLOG DE LA BIBLIOTECA DEL I.E.S. "GOYA" DE ZARAGOZA


biblioteca.ies.goya@gmail.com


jueves, 12 de mayo de 2016

"La salvación", de Adolfo Bioy Casares


Foto: Enrico Ruggeri

    

La salvación

Ésta es una historia de tiempos y de reinos pretéritos. El escultor paseaba con el tirano por los jardines de palacio. Más allá del laberinto para los extranjeros ilustres, en el extremo de la alameda de los filósofos decapitados, el escultor presentó su última obra: una náyade que era una fuente. Mientras abundaba en explicaciones técnicas y disfrutaba de la embriaguez del triunfo, el artista advirtió en el hermoso rostro de su protector una sombra amenazadora. Comprendió la causa. "¿Cómo un ser tan ínfimo -sin duda estaba pensando el tirano- es capaz de lo que yo, pastor de pueblos, soy incapaz?" Entonces un pájaro que bebía en la fuente, huyó alborozado por el aire y el escultor descubrió la idea que lo salvaría. "Por humildes que sean -dijo indicando al pájaro-, hay que reconocer que vuelan mejor que nosotros." 
                Adolfo Bioy Casares, en  La invención y la trama, Tusquets, 1991


Bioy Casares y Silvina Ocampo, h. 1942
Adolfo Bioy Casares (Buenos Aires, 1914-1999) fue un escritor argentino considerado el maestro del cuento y de la literatura fantástica.
   Nació en una familia acomodada que le proporcionó una exquisita educación y estimuló su temprana vocación literaria. En la biblioteca familiar pudo leer a los principales escritores argentinos y a los grandes de la literatura universal, algunos en su lengua original, inglés o francés. La posición de su familia le permitió también viajar al extranjero en numerosas ocasiones; así, en 1928, cuando tenía 14 años, realizó un viaje por Egipto y Oriente Próximo.
   Desde muy temprano estuvo vinculado al círculo de intelectuales de la revista Sur, fundada por la escritora Victoria Ocampo, en cuya casa conoció en 1932 a Jorge Luis Borges* y a Silvina Ocampo, pintora y escritora con quien Bioy contraerá matrimonio en 1940. Su amistad con Borges fue decisiva en la vida de Bioy, que alentado por aquel abandona la universidad para dedicarse a escribir. En 1941 publica su novela La invención de Morel,  su obra más famosa y un clásico de la literatura contemporánea, galardonada con el Premio Municipal de Literatura de la Ciudad de Buenos Aires. 
   Su narrativa se caracteriza por la impecable construcción de los relatos y la claridad del lenguaje. Entre sus libros de cuentos más conocidos se encuentran El perjurio de la nieve (1944), Un modelo para la muerte (1948), La trama celeste (1948), Historia prodigiosa (1956), El lado de la sombra (1962), El héroe de las mujeres (1978), Historias desaforadas (1986), Una muñeca rusa (1991) y las antologías Historias fantásticas e Historias de amor, ambas de 1972. De sus novelas, cabe destacar Plan de evasión (1945), El sueño de los héroes (1954), Diario de la guerra del cerdo (1969), Dormir al sol (1973) y La aventura de un fotógrafo en La Plata (1985).
   En colaboración con Borges y bajo distintos seudónimos (el más conocido, H. Bustos Domecq), escribió varios libros de relatos policíacos, dos antologías de relatos policíacos y otras obras. De la colaboración entre ambos  y Silvina Ocampo, surgen las famosas Antología de la literatura fantástica (1940) y Antología poética argentina (1941). Con su esposa escribió la novela Los que aman, odian (1946).
    Sus obras han sido traducidas a varias lenguas y algunas llevadas al cine. Ha recibido, entre otros, los siguientes premios y distinciones: Gran Premio de Honor de la SADE en 1975, la Legión de Honor francesa en 1981, el Premio Cervantes y el Premio Internacional Alfonso Reyes en 1990 y el Konex de Brillante en 1994.


*Entrada relacionada: 

No hay comentarios:

Publicar un comentario